Drama de la vida: le tocó volar con un señor muy gordo

Pasó hace un tiempo pero es real (¡y te puede pasar a vos!). Christopher Elliott es un abogado especialista en defensa del consumidor que recibió un correo electrónico con una escalofriante denuncia: un pasajero asegura que se vio obligado a permanecer en el pasillo durante las siete horas de vuelo de Anchorage a Filadelfia porque le tocó al lado un compañero de vuelo de 181 kilos que ocupaba ambos asientos.

“Por su tamaño se debieron levantar ambos brazos del asiento y me quedé sin lugar”, escribió Arthur Berkowitz, aclarando que no era culpa de su compañero y que en el avión todos estaban sorprendidos de que no le den dos sitios a este señor. Según la tripulación, el vuelo estaba completo.

Después de la queja, la aerolínea le ofreció un voucher de 200 dólares, un cuarto del ticket original. “Es nuestra última y mejor oferta”, le escribieron.

fuente / vía

Comparte este post

2 comments

Agrega el Tuyo
  1. Eya 29 mayo, 2012 at 14:20

    Keijos! El godo tambien! Dejate de joder! Si pago uno solo que siente medio culo! Pfffff…

  2. Maria 30 mayo, 2012 at 00:20

    Me parece una falta de respeto lo que hizo la compañia aerea y el titulo de la nota. Si bien la gente no sabe que la obesidad es una enfermedad esta nota es una disciminacion total, porque el hombre no tiene la culpa de que la aerolinea no este equipada para poder trasladarlo, pero tampoco la burla de ustedes al decir el tipo viajo al lado de un gordo, nadie piensa por la seguridad del hombre que ni el cinturon de seguridad podia abrocharse por la ineptitud de la aerolinea? o en lo incomodo que se sentia incluso abonando un pasaje que creo no sera economico. Un poco de etica o creen que al inadi le gustaria una publicacion asi???

Post a new comment